Blog /

Transportistas

Lectura de

X

minutos

¿Quieres invertir en una furgoneta de transporte? Aquí te contamos qué debes tener en cuenta

Actualmente, hay 29 millones de furgonetas en las carreteras de la Unión Europea. Solo en 2016, se fabricaron cerca de 2,2 millones en la misma región. Estos datos no nos sorprenden, ya que las furgonetas tienen un papel fundamental en la cadena logística. De hecho, son los principales vehículos empleados en la última fase del transporte de mercancías en zonas urbanas y un instrumento comercial clave para las pequeñas y medianas empresas de todo el mundo. Para los transportistas en particular, son el medio que les permite ganarse la vida en sus operaciones diarias. Por eso, es muy importante para ellos adquirir una furgoneta que se adapte a las necesidades de su negocio. Aunque hacerlo no siempre es sencillo.

Si eres transportista, escoger el vehículo adecuado entre el amplio abanico de furgonetas disponibles en el mercado puede resultar algo complejo si no sabes qué estás buscando exactamente. A la hora de elegir una nueva furgoneta, es importante que tengas claro cuáles son los requisitos específicos que debe reunir tu vehículo ideal para decidirte por la mejor opción para tus operaciones. Veamos a algunos de los aspectos que debes tener en cuenta a la hora de escoger tu furgoneta de transporte:

Por qué una furgoneta es una buena elección

Una furgoneta puede definirse como un vehículo de motor mediano, también denominado vehículo comercial ligero, generalmente sin ventanillas laterales en la parte trasera, diseñado para el transporte de mercancías y destinado para este uso. Las furgonetas tienen una vida útil muy larga y permiten transportar una gran cantidad de mercancías pesadas. Tienen mucho aguante y suelen durar bastante tiempo. Todo ello las convierte en el vehículo de carga perfecto de hoy en día. Pero ¿en qué debes fijarte para dar con la furgoneta ideal?

Qué debes tener en cuenta al comprar una furgoneta

Principales fabricantes de furgonetas

  • Ford
  • Mercedes
  • Volkswagen
  • Vauxhall
  • Peugeot
  • Mitsubishi

1. Recuperar la inversión

Pallets en una furgoneta

Comprar una furgoneta implica realizar una inversión y, al igual que harías con cualquier otra adquisición, es imprescindible que te asegures de que vas a rentabilizarla durante su vida útil. Esto significa que debes pensar con una perspectiva a 10 años vista como mínimo e integrar (utilizando un programa como Excel, por ejemplo) la compra en tu modelo de negocio y estrategia económica actuales para ver si te resultará rentable a largo plazo.

2. ¿Nueva o de segunda mano?

Las furgonetas nuevas te ofrecerán sin duda mejores prestaciones que las de segunda mano. No obstante, si no quieres hacer un desembolso tan grande, puedes encontrar muchas furgonetas usadas en muy buen estado. Lo primero que debes hacer es identificar el tipo de furgoneta concreto que quieres comprar. Cuando des con las furgonetas que encajen con lo que estás buscando, pregunta al antiguo propietario cómo se han utilizado y realiza las comprobaciones necesarias (tanto por internet como en persona) sobre la historia y el estado de los vehículos. Es la forma de asegurarte de que tu nueva furgoneta de segunda mano no acabará estropeándose a los pocos días de comprarla.

3. Perfecta para tus rutas

Diferentes furgonetas

Antes de comprar un vehículo de transporte, debes pensar muy bien en el tipo de rutas que vas a hacer con él, sobre todo, a la hora de valorar la manejabilidad de la furgoneta. Por ejemplo, si lo necesitas para rutas cortas en las que tendrás que circular por calles muy estrechas para realizar las entregas, será esencial que escojas una que sea fácil de maniobrar, por lo que deberás decantarte preferiblemente por un vehículo de pequeñas dimensiones. Si, por el contrario, debes recorrer distancias más largas y conducir por autopista, la maniobrabilidad y el tamaño del vehículo serán menos importantes. Para este tipo de trayectos, los vehículos rígidos o más largos podrían ser una mejor opción por ser más resistentes y estar adaptados para recorrer distancias más largas que otros más pequeños.

4. Emisiones

Conducir una furgoneta que genere un nivel mínimo de emisiones, que o bien sea eléctrica o bien utilice combustibles alternativos al diésel, puede ayudarte a reducir los gastos corrientes de tu negocio y limitar el impacto medioambiental de tu actividad, especialmente si solo tienes una. Esto es muy importante en los lugares donde actualmente existe una legislación que regula las emisiones de los vehículos, como la que establece tasas de congestión y límites de emisión, ya que, en ocasiones, contempla multas para los que son especialmente contaminantes. Nunca antes las furgonetas habían mostrado una tendencia tan respetuosa con el medio ambiente como ahora. De hecho, la media de emisiones de CO² generadas por furgonetas nuevas registrada en la Unión Europea en 2017 fue un 4,7% inferior a la de 2016. Por todo ello, es esencial tener en cuenta qué estándares medioambientales cumple el modelo de furgoneta que vamos a adquirir y solicitar al fabricante toda la información disponible sobre el tema.

5. Financiación

Como mencionamos en el artículo de la semana pasada, no es necesario comprar una furgoneta para poder usarla; también existen alternativas como el renting o el leasing. En España, por ejemplo, se recurre al renting o al leasing para adquirir un camión de transporte o un vehículo ligero en el 90% de los casos. Estas opciones pueden ofrecer más ventajas que comprar, ya que, a menudo, los contratos de renting o de leasing cubren el mantenimiento o la reparación de los vehículos y te dan acceso a los modelos más recientes del mercado. De hecho, el caso particular del leasing incluye la opción a compra al cabo de un periodo concreto. Además, ambas opciones permiten contabilizar la totalidad del importe del vehículo como gasto deducible, lo que reduce enormemente el coste que representa el uso de la furgoneta.

Al tratarse de una herramienta fundamental para la mayor parte de las pequeñas y medianas empresas europeas, podría decirse que las furgonetas estimulan la actividad económica en Europa y contribuyen al desarrollo de empresas y autónomos tanto en este territorio como fuera de sus fronteras. Tu furgoneta será una de tus posesiones más preciadas como transportista, por lo que elegir el modelo adecuado será muy importante para garantizar que tus operaciones diarias vayan sobre ruedas. Utiliza estos consejos para encontrar rápidamente el vehículo que mejor se adapte a tu caso particular.

Artículos que te pueden interesar

¿Qué es el lead time en logística? Cómo reducirlo y optimizar los tiempos de entrega

El lead time logístico marca el plazo desde que se solicita un pedido hasta que este llega al cliente. Descubre estrategias clave para reducirlo.

Leer más

6 ventajas clave del transporte puerta a puerta de palets

Descubre cuándo y por qué el servicio de transporte puerta a puerta de palets es la mejor opción para enviar tus mercancías. ¡No te lo pierdas!

Leer más

¿Qué es una bolsa de cargas y cómo funciona? ¿Hay alternativas rápidas para contratar el transporte?

Aún hay confusión sobre qué son las bolsas de cargas y cómo funcionan. Despejamos dudas y te damos alternativas para contratar rápido el transporte.

Leer más

Ventajas y tipos de trazabilidad logística en el transporte de mercancías

Descubre los principales tipos de trazabilidad logística y cómo usar la información que proporcionan para mejorar las operaciones de transporte.

Leer más

En OnTruck os damos las gracias por este 2016

Despedimos el 2016 muy contentos con los objetivos alcanzados y muy agradecidos por las relaciones comerciales y profesionales que hemos desarrollado

Leer más

¿Qué peso tiene el transporte de mercancías en Cataluña?

Cataluña al frente de la logística en España. Es el gran referente nacional en el transporte de mercancía y de los más importantes en la Unión Europea.

Leer más

Los desafíos de la UE para el sector del transporte de mercancías

El año 2017 se presenta repleto de desafíos para Bruselas en el sector del transporte de mercancías jugando además un papel muy importante que afecta a todos.

Leer más

Los plazos de pago en el transporte se situaron en los 85 días de media durante 2016

El sector del transporte por carretera asume un repetido incumplimiento de la Ley de Morosidad aprobada en 2010 con una media de periodo de pago de 85 días

Leer más

¿quieres saber más?