Blog /

Cargadores

Lectura de

X

minutos

Lograr que las empresas de mensajería optimicen el transporte de sus cargas por carretera

El transporte de última milla es quizá la fase más importante y más difícil en el envío de mercancías. Es la única etapa en la que las empresas interactúan directamente con el cliente final. Esto quiere decir que la experiencia del cliente de última milla (la eficiencia y el servicio de entrega al cliente) puede influir enormemente en la percepción que tenga el consumidor de las marcas que intervienen en todo el proceso, desde el fabricante del producto hasta la empresa que realiza el envío. Se trata de una cuestión muy sencilla: si los paquetes no llegan a tiempo a su destino, los clientes empezarán a dejar de confiar en el servicio de entrega elegido e incluso a no comprar productos del proveedor original.

Aunque el transporte de última milla es esencial para la reputación de la marca y la fidelización de los clientes, es conocida por ser la fase menos eficiente de la ruta de entrega y representa entre un 30 y un 53% de todos los gastos de envío. Los factores que generan esta situación son muchos, pero hay dos cuestiones que tienen una importancia fundamental para que esto se produzca: el predominio de los pedidos con trayectos en vacío (cuando las empresas cargadoras hacen la ruta de regreso sin llenar el vehículo) y la ineficiencia de los procesos de distribución entre los distintos centros logísticos. Por ello, aunque se suele pensar que la última milla es simplemente el último tramo del transporte de mercancías (desde el almacén hasta el cliente), en realidad, implica varias fases que tienen una importancia clave. El traslado eficiente de la mercancía paletizada entre los distintos centros de distribución, por ejemplo, es esencial para realizar las entregas a tiempo, ya que el proveedor de los vehículos que se elija es quien controlará esta fase del transporte.

A continuación, analizaremos con más detalle cuáles son algunos de los problemas clave de las empresas de reparto que transportan mercancía paletizada entre distintos centros logísticos y cómo la tecnología puede ayudarlas a resolverlos.

Ineficiencia

AdobeStock_187882977.jpeg

El principal problema en el transporte de última milla es que es poco eficiente. Esta última fase del envío a menudo conlleva numerosas paradas para realizar entregas de pequeños paquetes. Esto sucede fundamentalmente en las áreas periféricas de las ciudades y en las zonas rurales, en las que los puntos de entrega pueden encontrarse a kilómetros de distancia entre unos y otros y donde el volumen de la carga destinada a cada parada puede limitarse a uno o dos paquetes. La ineficiencia en el transporte entre distintos centros logísticos también supone un problema, ya que, si el proveedor de vehículos no llega a la hora prevista, por ejemplo, o se presenta en el centro logístico equivocado, la entrega final sufrirá retrasos. Encontrar maneras de optimizar, no solo la entrega de las mercancías desde el centro logístico hasta el consumidor final, sino también entre distintos centros, resulta capital para mejorar el proceso de transporte en su conjunto.

Costes al alza

Como señalamos anteriormente, el transporte de última milla representa una importante proporción de los costes en el envío de mercancías. Los envíos gratuitos son cada vez más habituales en las plataformas de comercio electrónico y los servicios de entrega se externalizan cada vez más a menudo. Esto significa que los retailers y, cada vez en mayor medida, los colaboradores logísticos tienen que asumir más costes asociados a la entrega de las mercancías que en el pasado. Por ello, no resulta sorprendente que las empresas de reparto busquen en las nuevas tecnologías y procesos formas de optimizar su actividad y reducir gastos en todas las fases del transporte, tanto a nivel interno como externo.

Un entorno cada vez más competitivo

El continuo crecimiento del comercio electrónico en todo el mundo ha incrementado el número de paquetes que se entregan cada día, y el conocido como «efecto Amazon» ha subido el listón de las expectativas de unos clientes cada vez más exigentes, además de aumentar el volumen de mercancías enviadas. El predominio de las entregas para el mismo día refleja que los clientes esperan que la mercancía llegue lo antes posible y que no estarán satisfechos de no ser así. Además, las empresas de mensajería no solo deben competir entre ellas para ofrecer el servicio más eficiente de última milla; también deben hacerlo con retailers muy conocidos como Amazon y Coolblue, que están creando sus propios sistemas de entrega de paquetería. En consecuencia, la competencia es feroz, no solo para los tenders de última milla, sino también para el escaso personal logístico. En un entorno que cada vez sufre más presiones y más competencia, las empresas de mensajería de última milla se ven obligadas a esforzarse cada vez más en todas sus operaciones (desde la realización de los pedidos hasta su llegada al domicilio del cliente).

Mayor presión

Además de las imposiciones del mercado, las empresas de mensajería deben hacer frente a otro tipo de factores que aumentan la presión que recae sobre ellas. Por ejemplo, las nuevas políticas de movilidad introducidas por las administraciones municipales, como las tasas de congestión, los accesos restringidos a los centros de las ciudades y la prohibición de la entrada de vehículos diésel están afectando de forma significativa a las empresas de última milla. Estas políticas reducen la eficiencia en la entrega de mercancías e implican una serie de costes regulatorios (tanto para las empresas de última milla cuyos vehículos realizan la fase final del envío como para los proveedores de camiones con los que colaboran que ocupan del transporte a nivel interno). Encontrar los proveedores de vehículos que ofrecen el mejor precio para el traslado de los paquetes a nivel interno entre los centros de distribución es fundamental para reducir los costes de todo el proceso de envío.

La necesidad de optimizar los procesos

Businessmen Checking Boxes With Digital Tablet And Scanner p526fr

Este entorno, que sufre cada vez más presión y una mayor competencia, está empujando a las empresas de mensajería de última milla a esforzarse cada vez más para mejorar su actividad en diferentes departamentos. Conseguir una mayor productividad y eficiencia son los objetivos fundamentales que se plantean para hacer frente al gran volumen de mercancías que deben transportar y evitar que sus márgenes de beneficios sigan cayendo. Algunas de las soluciones que quieren aplicar las empresas de última milla para reducir costes son optimizar los trayectos en vacío y mejorar la distribución entre los distintos centros logísticos. Esto puede lograrse mejorando la eficiencia de la cadena de suministro y, especialmente, accediendo fácilmente a vehículos que puedan responder con gran rapidez y flexibilidad a sus necesidades, incluidos aquellos que pueden realizar trayectos nocturnos. ¿Cómo pueden las empresas optimizar sus operaciones de este modo?

Utilizar las nuevas tecnologías para resolver los problemas de las empresas de mensajería

Las nuevas tecnologías diseñadas para optimizar la cadena de suministro y las operaciones de entrega de mercancías en el sector del transporte son fundamentales para la futura superviviencia de las empresas de reparto de última milla. Esto significa que no solo deben optimizarse los procesos del tramo final del transporte; también deben mejorarse otros aspectos operativos de fases anteriores a la entrega del paquete. Por ejemplo, optimizar las operaciones internas de cada uno de los centros logísticos que intervengan también es fundamental para que las empresas de última milla mejoren su eficiencia y reduzcan gastos. La función «Cargas frecuentes» de Ontruck, por ejemplo, permite a las empresas configurar de una sola vez pedidos que van a tener lugar de forma recurrente. Es algo de lo que se pueden beneficiar mucho las empresas de transporte de última milla. Si transportan todos los días la misma carga en el mismo tipo de vehículos siempre llenos entre los mismos puntos, usar la herramienta de «Cargas frecuentes» les permitirá realizar las entregas de última milla de una forma mucho más eficiente. Esto significa que las empresas pueden garantizar que sus productos llegan a su destino a tiempo.

Además, Ontruck ofrece a las empresas de reparto la posibilidad de sacarle partido a análisis avanzados de datos. La posibilidad de recurrir a precios al contado que ofrece su tecnología asigna cargas de forma automática a transportistas flexibles y de confianza disponibles bajo demanda para el transporte de mercancías entre los centros logísticos. Gracias a ello, la tecnología de Ontruck ayuda a las empresas de reparto a hacer frente a las fluctuaciones de su actividad a corto plazo sin que esto conlleve fallos en la eficiencia o costes adicionales. Se trata de una opción que beneficia a todas las partes.

Artículos que te pueden interesar

Carriers Award Program: Lucas M. Gracilieri, transportista en Barcelona, obtiene el premio de Ontruck al mejor desempeño en julio y agosto

Lucas M. Gracilieri, transportista en Barcelona, gana el premio de Ontruck al mejor desempeño del verano 2022.

Leer más

¿Qué es el grupaje en el transporte de mercancías? Definición, tipos y ventajas

El transporte por grupaje o de cargas fraccionadas consiste en agrupar mercancías de distintos clientes en una misma unidad de transporte.

Leer más

Todo lo que necesitas saber sobre las operaciones de carga y descarga de camiones en 2022

Diseccionamos las operaciones de carga y descarga de camiones para responder a las preguntas incluyendo info sobre la nueva ley.

Leer más

KPI en logística y transporte: tipos, ejemplos y cómo usarlos

Los KPI logísticos y de transporte sirven para medir el desempeño en cada fase de la cadena de suministro. Descubre cómo implementarlos en tu empresa.

Leer más

En OnTruck os damos las gracias por este 2016

Despedimos el 2016 muy contentos con los objetivos alcanzados y muy agradecidos por las relaciones comerciales y profesionales que hemos desarrollado

Leer más

¿Qué peso tiene el transporte de mercancías en Cataluña?

Cataluña al frente de la logística en España. Es el gran referente nacional en el transporte de mercancía y de los más importantes en la Unión Europea.

Leer más

Los desafíos de la UE para el sector del transporte de mercancías

El año 2017 se presenta repleto de desafíos para Bruselas en el sector del transporte de mercancías jugando además un papel muy importante que afecta a todos.

Leer más

Los plazos de pago en el transporte se situaron en los 85 días de media durante 2016

El sector del transporte por carretera asume un repetido incumplimiento de la Ley de Morosidad aprobada en 2010 con una media de periodo de pago de 85 días

Leer más

¿quieres saber más?